Cómo funcionan los frenos ABS

Seguramente usted tiene un auto con un sistema de este tipo, pero la verdad es que no sabe cómo funcionan los frenos ABS ni como le pueden ayudar diariamente. A continuación le explicamos el funcionamiento de este tipo de frenado y la forma en la que permiten que su vida se mantenga mucho más segura en la carretera.

ABS significa Sistema de frenos anti-bloqueo. Este sistema de frenado ha sido diseñado para ayudar a salir de una mala situación mientras se conduce un vehículo. Los frenos ABS empezaron a aparecer a principios y mediados de 1990, y aunque en un principio fueron simplemente un accesorio, en la actualidad son una característica de todos los autos nuevos. A pesar de su popularidad, pocas personas saben realmente cómo funcionan los frenos ABS, y muchos menos la forma en la que su manera de conducir puede afectar a este sistema de frenado (lo invitamos a leer más sobre los frenos ABS).

El mayor problema con la gente que está en una mala situación en su auto tiende a hacer una muy alta presión de frenado, lo cual puede hacer que se rompa la bomba, o que funcione demasiado rápido o demasiado lento. Cuando se aplican mucha presión a los frenos, es posible que el sistema de frenado se bloquee, haciendo que las ruedas pierdan la tracción. Cuando esto sucede, se pierde todo el control de la dirección del auto. Esto también pasa fácilmente cuando las carreteras están resbaladizas por la lluvia y la nieve, o incluso cuando hay alguna mancha de aceite en el asfalto.

Así funcionan los frenos ABS

Un sistema de frenos ABS básicamente lo que hace es bombear los frenos por usted. Montado en cada freno se encuentra un sensor que monitoriza la velocidad de la rueda. Si la velocidad cambia dramáticamente, el equipo hace que se suelten las pastillas del freno en esa rueda. El ordenador toma cientos de muestras cada segundo para poder garantizar que todas las ruedas tengan un funcionamiento normal y no se bloqueen. Esto permite entonces que al aplicar los frenos, cada rueda se detenga de al mismo tiempo, y no de manera irregular.

También el TCS (control de tracción) utiliza el sistema de frenos ABS para evitar el deslizamiento de las ruedas al acelerar (ingrese en este enlace para conocer más sobre el control de tracción). Cuando el ABS detecta el giro de la rueda en esta situación, se aplica un poco de presión de frenado para transferir la fuerza de la rueda que se desliza a la rueda que está agarrando.

En los vehículos más modernos, los sistemas de frenos ABS trabajan en conjunto con otros sistemas para que así el conductor pueda mantener siempre el control de su auto. El uso de este sistema de frenado ha ayudado a reducir considerablemente la tasa de accidentalidad a nivel mundial. Esta es una de las razones por las que se consideran a los frenos ABS como uno de los más importantes avances dentro de la tecnología automotriz.

Compartir

Artículos Relacionados